Facebook Linkedin Instagram Youtube

Beneficios de los lácteos para nuestros hijos

Julio 29, 2019

La alimentación que reciba tu hijo durante su infancia será fundamental para definir su crecimiento y las proyecciones de su salud en la vida adulta. Por eso, es importante que reciba una dieta balanceada y variada. Pues, a esta edad se crean y fijan los hábitos de vida saludable. Además, se comienza a experimentar con los gustos de los niños, siendo posible acostumbrarlos a comer distintos productos sanos.

Un alimento fundamental para el desarrollo infantil es la leche. Los lácteos están llenos de beneficios. Pues, la leche constituye una fuente de calcio y proteínas de alta calidad, fundamentales para el crecimiento. Por lo tanto, deben formar parte de cualquier plan nutricional básico para los niños.

Beneficios de los lácteos

Son un gran aporte de vitaminas y nutrientes

La leche contiene nueve nutrientes esenciales y vitaminas fundamentales para el ser humano. Los lácteos aportan con proteínas y las vitaminas A, D y B12. Además, entregan calcio, magnesio, zinc, potasio, fósforo, riboflavina y niacina. Por eso, se recomienda que los niños entre 2 y 5 años consuman al menos 3 porciones de lácteos al día.

Fortalecen los huesos al largo plazo

El consumo de leche a edad temprana disminuye el riesgo de fracturas osteoporóticas a la edad adulta. Pues, el calcio que entrega la leche se convierte en uno de los principales componentes de los huesos. La masa ósea va aumentando a lo largo de la infancia y adolescencia. Los huesos alcanzan su máxima mineralización casi llegando a los 30 años de edad. Así, es muy importante acostumbrar a los niños a consumir leche. Pues, esta es una fuente de calcio segura que apoyará la sana formación y mantención de los huesos, cartílagos y dientes durante toda la vida.

Ayudan a mantener a los niños hidratados

La leche puede ser un gran aliado para asegurar la hidratación de los niños a los que no les gusta tomar agua. Por un lado, está constituida principalmente por agua. Por otro, sus electrolitos ayudan a reemplazar el sodio que los niños pierden a través del sudor. Por eso, es una buena alternativa para dar a los niños durante todo el año.

Lácteos recomendados

Como mencionamos anteriormente, los niños preescolares deben consumir alrededor de 3 porciones de lácteos al día. Estas pueden ser:

  • 1 taza de leche semidescremada. Se recomienda que sea blanca, pero es mejor que tu hijo tome leche con sabor a que no tome leche.
  • 1 Yogurt bajo en calorías.
  • 1 trozo de quesillo de 3×3 cm.
  • 1 rebanada de queso blanco.
  • 1 rebanada de queso mantecoso.

Alternativas a la leche de vaca,  leches vegetales

Si bien la leche de vaca es ampliamente recomendada por los pedíatras, hay muchos niños que no pueden consumirla. Las alergias alimentarias en niños aumentan cada año, y Chile no es la excepción. En esos casos, siempre es importante consultar al pedíatra para que recomiende alternativas saludables. Hoy en día el mercado ofrece múltiples opciones como las leches vegetales. Las bebidas de almendra, avena, coco, entre otras pueden entregar altos niveles de calcio y vitaminas. Por eso, es siempre importante asesorarse con un médico para elegir la mejor opción para tu hijo.

Revisa 5 recetas con lácteos para que puedas preparar en familia.

Lactancia materna: nuestro compromiso VitaminaManualidades para niños: una herramienta para regular las emociones